Como elegir tu pala de padel


Todos los que jugamos al padel, antes o después nos hemos encontrado en esta difícil situación.

Ya sea porque somos nuevos en este deporte y no sabemos que pala elegir, o ya llevamos un tiempo y queremos mejorar nuestro padel pero no sabemos cuales son los factores a tener en cuenta a la hora de elegir tu pala.

Lo cierto es que el mercado esta lleno de marcas, modelos, palas de diferentes formas, texturas, colores… que hacen más difícil el echo de tener que elegir.

En este articulo, tratamos de hacer un resumen de los factores a tener en cuenta para elegir tu pala de padel, y que esta elección se aproxime a tus necesidades, sin llevarnos sorpresas de ningún tipo.

 

FACTORES A TENER EN CUENTA:

 

Peso: El peso de la pala va a determinar la facilidad con la que vamos a poder maniobrar y realizar movimientos a la hora de realizar nuestro juego.

Debes tener este factor muy en cuenta a la hora de elegir tu pala, ya que una pala de mayor peso te permitirá imprimir mayor velocidad y potencia a tus golpeos, pero también producirá un mayor desgaste en tus articulaciones. Principalmente en hombro y codo, pudiendo ser la causa de algunas lesiones importantes como tendinitis en el hombro o epicondilitis en el codo.

Así pues debe existir un equilibrio entre nuestros intereses (golpear fuerte a la bola) y nuestras capacidades físicas.

 

La forma: dentro de las diferentes formas y diseños resaltamos tres grandes grupos.

 

-Forma redonda: las características de este tipos de palas son las menos exigentes respecto a zona de impacto o punto dulce y balance, generalmente son palas muy equilibradas que permiten una buena maniobrabilidad y una fácil adaptación a cualquier jugador.

 

-Forma lagrima: Este tipo de forma se caracteriza por favorecer las cualidades ofensivas, ya que acumula más porcentaje del peso de la pala por encima de la zona de balance, tiene un punto dulce un poco más reducido, es un tipo de forma que es muy polifacética ya que variando el peso y el material del que se confecciona puede ser una pala más ofensiva o incluso de control este tipo de forma es más utilizada por jugadores experimentados por la exigencia de la pala.

 

Forma diamante: Este tipo de forma se caracteriza por potenciar los gestos mas ofensivos del padel más aún: como los remates y bandejas, tiene un punto dulce más reducido que las otras dos formas anteriores ya que tiene un balance muy elevado y se acumula mucho peso en la zona superior de la pala. Este tipo de forma es muy exigente ya que la sensación de control de bola es difícil de encontrar, uso recomendado a jugadores experimentados con características ofensivas.

 

 

El balance: llamamos balance a la zona de la pala donde se encuentra el punto de equilibrio, la relación aproximada entre las dos mitades de la pala. Cuanto más alejado de la mano este ese punto será más difícil de manejar a la hora de realizar movimientos. Es otro de los factores a tener muy en cuenta para elegir tu pala de padel

En la imagen podemos observar que va relacionada la forma de la pala con el balance y esto a su vez también afecta al punto dulce.

 

El punto dulce: Llamamos así a la zona de confort de la pala, es la zona en la cual se produce la sensación de mejor golpeo, esta zona está relacionada directamente con la forma de la pala y la relación de su balance, es un concepto difícil de baremar porque cada pala es un mundo ya que los fabricantes juegan con los pesos y balances. En ocasiones palas que dirías que son idénticas de aspecto y forma son muy diferentes.

Por tanto es muy importante si acabas de entrar en este mundo, que antes de elegir tu pala, puedas probar diferentes modelos para poder apreciar su punto dulce, y elegir cual se ajusta más a tus preferencias.

El material de la pala:

 

Dentro de los materiales que son utilizados en la fabricación de las pala nos vamos a centrar en dos que son los más relevantes a la hora de la elección de tu pala ideal.

 

Los tipos de gomas y tipos de superficie o cara de la pala.

 

Gomas: Hay muchas y cada una tiene unas características que las hacen diferentes esto ya es a gusto de cada uno, las hay para tacto blando y acolchado o por el contrario más regidas y menos elásticas, cada una favorece una faceta del juego, las blandas la potencia y el juego de fondo y las duras el control y el juego en red.

Así que ya sabes, a la hora de elegir tu pala, si tu juego esta más orientado al fondo, debes decantarte por gomas más blandas, si por el contrario tu juego está más orientado a la red, unas gomas duras son las más indicadas para ti.

La cara de la pala: se reducen a dos grandes grupos de materiales: la fibra de vidrio o el carbono.

 

La fibra de vidrio: Es el material que nos va a favorecer el tacto más blando y confortable, esto conlleva una serie de ventajas y otros inconvenientes. En poco tiempo nos va dar ese confort que buscamos, pero en contraposición este material no tiene una durabilidad tan larga como el carbono.

El carbono: Es un material más rígido que la fibra de vidrio y no vamos a tener tanta sensación de confort al contrario que la fibra de vidrio la vida útil del carbono es más larga y sacrificando un poco ese confort vas a tener un  material más duradero.

 

Hasta aquí hemos hablado de las características de la pala, pero además, a la hora de elegir tu pala, es importante conocer tus propias características y tu nivel.

Por tanto otros factores a tener en cuenta son: ¿cuál es mi nivel de juego? Y ¿Que es lo que espero de la pala que voy a usar?

Son dos preguntas básicas que todo jugador tiene que hacerse ya que la mejor pala no es la más cara sino la pala con la que más a gusto me encuentro realizando el juego que quiero, las palas son herramientas, no por ser cara y vistosa va a ser mejor.

 

En el padel como en todos los deportes vamos a ir de lo fácil a lo complicado para poder mejorar con un orden lógico, afianzando la técnica y la táctica de este deporte. Conforme nuestro juego sea más técnico avanzaremos respecto a los materiales que necesitaremos.

En niveles de iniciación recomendamos las palas con forma redonda por las cualidades que mencionamos arriba en las descripciones: balance bajo, generalmente son palas de control, con un amplio punto dulce y la principal característica son fáciles de manejar; esto te va a permitir realizar gestos técnicos con más facilidad y afianzar mejor la técnica.

Para niveles intermedios donde ya se tiene asimilados muchos gestos técnicos pero no se termina de definir un estilo de juego y con una pala redonda de control tenemos la sensación de que nos falta algo más, recomendamos la pala en forma de lágrima. Es un tipo de pala polivalente para poder buscar tanto golpes ofensivos de potencia como poder jugar en el fondo con la misma facilidad.

Y para concluir en niveles ya experimentados donde ya tenemos amplios registros de juego, recomendar un tipo de pala u otro es muy difícil ya que cada jugador desarrolla un tipo de juego, por eso mismo junto con toda la información anterior y la propia experiencia que elija la pala que más se adecue a ju juego.

A continuación adjuntamos un baremo de pesos y formas aconsejadas para ciertos niveles y tipos de juego, decir que estos datos son orientativos a la hora de elegir tu pala.

Otra gran ayuda a la hora de elegir tu pala seria acudir a una tienda especializada en padel donde seguramente el personal también podrá orientar debidamente a la hora de la elección.